Cepillos Moso

¿Por qué Bambú?

Trabajamos con bambú ya que cuenta con muchas cualidades que nos hacen preferir este material antes que otros.

Bambú es una hierba natural, biodegradable y antibacteriana, uno de los  recursos naturales más renovables e inagotables del planeta. Es ecológico ya que crece y prospera sin fertilizantes, pesticidas y sin ningún tipo de aditivo químico. Su crecimiento en condiciones normales es muy rápido ¡Hasta 1 metro diario! por lo que produce hasta un 30% más de oxígeno que un árbol y absorbe hasta 5 veces más CO2.

¡No necesita replantación! una vez que una planta de bambú se corta para la cosecha, puede volver a crecer y seguir siendo cosechado. El bambú moso es tan resistente y duro que ¡los pandas no lo comen! Por lo tanto, no interferimos en su principal fuente de alimentos.

Sobre los filamentos

Nuestros filamentos están fabricados con Nylon Dupont ¡Una vez terminada la vida útil de tu cepillo puedes retirarlos y reciclarlos! además son libres de BPA, una sustancia presente en muchos plásticos y que es tóxica para nuestra salud.

Su diseño está pensado para abarcar toda la superficie de tus dientes y así asegurarnos que cumplirá con mantener tu sonrisa limpia

Sobre el diseño

El modelo fue creado en conjunto con odontólogos, quienes nos ayudaron a encontrar el tamaño y forma perfectos para tu sonrisa.

La terminación ovalada del mango limita el contacto con la superficie, de esta forma ayudamos a prevenir la generación de hongos y bacterias.

Además, la elegancia y minimalismo de tu cepillo MOSO te hará destacar y cepillar con orgullo tus dientes.

Cuidados especiales

Evita dejarlo en un espacio húmedo o mojado, el mango al ser un producto natural podría generar hongos si no se mantiene seco 

¡Asegúrate de cepillar correctamente tus dientes!

Un buen cepillado permitirá usar tu cepillo durante los 3 meses recomendados por odontólogos.

 

¿Qué hacer finalizado su uso?

Los dentistas recomiendan cambiar tu cepillo dental cada tres meses, una vez que termines su uso el siguiente paso ¡es muy sencillo! solo debes quitar los filamentos y compostar el mango. 

¡En MOSO nos hacemos cargo de tus antiguos filamentos! júntalos para que podamos darles una nueva vida, también puedes depositarlos en una botella de amor o ecoladrillo.

Además puedes reutilizar el mango, el único límite es tu imaginación ¡Si necesitas ideas sigue nuestras redes sociales!